Centro de Estética Esperanza

927 416 867/ 610 548 686 info@esteticaesperanza.com

Errores que cometes al aplicarte la crema solar que pasan factura

como aplicar la crema solar

Errores que cometes al aplicarte la crema solar que pasan factura

Errores que cometes al aplicarte la crema solar que pasan factura
5 (100%) 1 vote[s]

Pese al aluvión de información sobre el daño que produce el sol, así como sobre cómo proteger tu piel de la radiación solar, no todo el mundo sabe cuál es su factor ideal ni cómo utilizar correctamente el protector solar.

Aún así, seguro que te sigues quemando los primeros días, que te salen manchas o que no consigues ese bronceado uniforme y duradero hasta el otoño.

Porque además de preparar la piel antes de empezar la temporada de sol, hay que saber protegerse correctamente.

Y evitar esos errores tan comunes que cometes año tras año.

Uno de los más habituales, que todos cometemos, es el de no utilizar protector solar los 365 día del año porque pensamos que cuando hace frío no es necesario.

A pesar de que la mayoría creemos estar concienciadas sobre cómo proteger nuestra piel del sol, seguimos cometiendo algunos fallos como este.

Aunque sepamos cuál es el factor de protección solar que nos conviene (15, 30, 50…) según nuestro tipo de piel, además de las horas más peligrosas de exposición, no siempre está claro si sabemos ponernos bien la crema.

En este vídeo, Eva Cano, directora técnica en Centro Médico Estético Esperanza, te explica algunos aspectos a tener en cuenta a la hora de aplicar la crema solar.

Zonas desprotegidas

La triste realidad es que casi nadie se aplica correctamente la crema solar.

La mayoría utiliza menos producto del necesario porque se tiende a pensar que la textura es desagradable, grasa e incluso que pica en los ojos.

Hoy en día, afortunadamente, existen protectores solares para todo tipo de pieles. Algunas son incluso fluidos con base de agua para pieles mixtas o grasas que resultan de lo más fresquitas y ligeras. La cuestión es que hay que embadurnarse bien para que la exposición al sol no resulte un riesgo para tu salud.

 Otro problema es que hay zonas del cuerpo en las que no se aplica crema solar porque ‘se nos olvida’. Es el caso de las orejas, el cuello o en el cuerpo los pies o el área que rodea las axilas.

Ten en cuenta que el sol es el principal causante de melanoma, el tipo de tumor cutáneo más peligroso. Por eso, la Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM) siempre recomienda utilizar protección solar.

Más vale prevenir que curar.

Aplica el protector un rato antes de salir

Sí, esto es un clásico que dicen las madres, pero no por ello deja de ser verdad, tal y como has podido comprobar en el enlace al Manual de Prevención de la SEOM es una de las recomendaciones más habituales que hemos escuchado desde pequeños.

Por tanto, aplica el protector unos 30 minutos antes de salir a la calle, que es el tiempo que tardan más o menos los filtros químicos en hacer efecto.

Aunque, por supuesto, más vale tarde que nunca, si es que te olvidas.

 

No escatimes con la cantidad

 

No te cortes y ponte una cantidad generosa para que el nivel de protección sea el correcto.

Normalmente con unos 30ml por todo el cuerpo, incluyendo las zonas que normalmente se olvidan, es suficiente.

Para que te hagas una idea es más o menos el equivalente a una pelota de ping pong.

Con esto debes calcular que si tu crema solar es de 200 ml debe dar para unas 8-10 aplicaciones. También puedes hacer una línea con la crema en tus dedos índice y corazón, tal y como has podido ver muchas redes sociales como en este vídeo de Instagram.

Si, por el contrario, te guías mejor dándote crema por cada zona de tu cuerpo, debes calcular más o menos una moneda de dos euros (si es una emulsión) por brazo, cara, muslo… Otro formato que cada vez está más de moda es el spray y debes usar alrededor de 8-10 pulverizaciones.

 

Extiéndelo bien por todas las zonas

Los filtros físicos, normalmente compuestos de óxido y zinc, dejan ese efecto de cara blanca que hace muy fácil ver donde te has echado la crema y donde no. Por el contrario, si tu protector es de filtros químicos tienes que estar más atento porque puedes dejar zonas del cuerpo sin crema.

Lo mejor es que para la espalda uses un spray, que es más fácil de extender. Por supuesto, no te olvides de las orejas, las ingles, el dorso de las manos, los pies o el interior de las rodillas. 

 

Échate crema cada dos horas

 

Si estás en la playa o en la piscina, aunque tu protector sea resistente al agua, deja de ser eficaz con el sol, la radiación, el roce con la toalla y el sudor. Por eso, tienes que aplicarte de nuevo crema cada dos horas.

Especialmente en el caso de los niños, que se pasan todo el día en el agua o jugando en la arena, tienes que tener especial precaución para que no se quemen. La piel tiene memoria y con los años esas quemaduras pueden derivar en melanoma.

 

El orden de los factores sí altera el producto

 

En ocasiones, nuestra rutina de belleza puede anular el efecto del protector solar.

Si vas a usar un activador del bronceado o te quieres maquillar, ten en cuenta que lo último siempre es el fotoprotector.

Como la crema solar realiza un efecto pantalla para proteger a la piel de la radiación no conviene poner más productos encima. De esta manera, el efecto disminuye o incluso desaparece.

Asimismo, si tu crema de día tiene algún tratamiento (reafirmante, antiedad, despigmentante…), debe actuar directamente sobre la piel sin intermediarios que dificulten la absorción de sus principios activos.

Evitar el efecto ‘cara blanca’

 

Es conveniente utilizar protector todos los días. El sol está ahí siempre, vayamos a la piscina o no, pero ¿qué hacemos para no estar pálidas?

Porque siempre una se ve mejor con un poco de color en la cara, que blanca como la pared o amarilla si tienes tendencia a ese tono en invierno.

¡Bienvenida al maravilloso mundo de los protectores con color!

Pueden ser en formato BB Cream con SPF o maquillajes compactos que se aplican con una esponja.

Aquí corres el peligro de aplicarte tu maquillaje con protección por la mañana y olvidarte de él durante todo el día. Pues bien, toma nota: usa una esponja de maquillaje de microfibra siempre asegurándote de que no absorba mucho producto para que se aplique el protector en tu cara y no se quede en la esponjita.

Aplica el producto en la parte plana de la esponja directamente y extiéndelo por tu rostro a través de pequeños círculos en mejillas y frente de forma suave.

Así, conseguirás que tu piel esté protegida a la vez que bonita y maquillada. También puedes optar por un fijador de maquillaje con protección.

 

Antimosquitos y protector solar ¿incompatibles?

 

El componente más común de los repelentes de insectos es el DEET, que pueden alterar el SPF de tu crema solar. Si tienes muchos problemas con los insectos, pon primero el protector, deja pasar 20 minutos y después, aplica el repelente.

Los rayos están ahí siempre ¡No te confíes!

Seguro que más de una vez has ido a dar un paseo en un día nublado y has vuelto con la piel roja. Tienes que tener mucho cuidado porque la crema solar es siempre necesaria.

Si hace el típico bochorno en verano y el cielo tiene nubes, tienes que protegerte del sol porque el 90% de las radiaciones atraviesan las nubes. 

Si estás dándote un baño o hace aire, como no tienes calor, puedes olvidarte de que los rayos de sol siguen actuando de manera intensa sobre tu piel. ¡Protégete!

Es aconsejable utilizar gorras, sombreros y la clásica sombrilla, pero sigue entrando hasta un 35% del sol en tu piel.

Por último, aunque luzcas un bronceado de escándalo debes seguir cuidando tu piel. Es verdad que el moreno hace que no te quemes, pero debes protegerte frente a los rayos UVA e infrarrojos para que pases un verano sin complicaciones.

Author Info

Estética Esperanza

Sin comentarios

Introduce un comentario

tres − dos =

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
como aplicar la crema solar

¿Quieres un bronceado más rápido, uniforme y duradero?

Prepara tu piel para conseguir luminosidad y tersura con diatermia.

Solo en junio 20%

Días
Horas
Minutos
Segundos